Skip to navigation

What we're up to

news News Tuesday, February 4, 2020 Tuesday, February 4, 2020 11:01 AM - Tuesday, February 4, 2020 11:01 AM

En entrevista con Dr. Enrique Garavito Salazar, M.D.

La vocación de ayudar es algo que se lleva en el corazón

En entrevista con Dr. Enrique Garavito Salazar, M.D.

La vocación de ayudar es algo que se lleva en el corazón, pero sin duda una de las cosas más reconfortantes que puedan existir es el poder materializar la ayuda hacia el prójimo. En el marco de nuestra semana de prevención de lesiones por quemaduras,  les compartimos la historia del Dr. Enrique Garavito quien es cirujano plástico y reconstructivo de Hospital Shriners para Niños México desde hace 37 años.

¿Doctor, cuéntenos cómo llega al Hospital Shriners para niños México?
“Fue gracias a la invitación del Dr. Simón Bild. Posteriormente vine a tratar a los pacientes que requerían de mi especialidad. Cuando me invitaron me dio mucho gusto poder prestar aquí mis servicios”.

¿Qué tratamientos se realizan en el hospital?
“Por fortuna tenemos la posibilidad de realizar múltiples procedimientos, sobre todo los de cubierta, aquellos donde se requiere no solamente injertos cutáneos, cadavéricos o heterogéneos, como de piel porcina, sino cubiertas también biológicas creadas en el laboratorio para cubrir temporalmente los defectos, que pueden producir alteraciones importantes no solamente en la función y en la estética. También existen alternativas como lo son colgajos de piel, de grasa, músculo, hueso, etc. Otra de los procedimientos que tenemos es el láser como una alternativa para las cicatrices. Ahorita tenemos desde el 2018 a la fecha más de 230 casos con este procedimiento, con esto tenemos una casuística inicial muy favorable; hay ocasiones que no podemos corregir cicatrices muy visibles en el cuerpo o rostro. Con el láser es posible tener una mejor apariencia.
Los procedimientos de liberación son otros de los tratamientos que se llevan a cabo en el hospital, ya que algunas veces las extremidades quedan pegadas o hay deformidades muy importantes, aquí tenemos que luchar con este tipo de lesiones, no solo para cubrir los defectos sino también de proteger de que no vuelvan a deformarse”. 

Trabajo en sinergia
En el Hospital Shriners para Niños México el trabajo en equipo entre los profesionales de la salud es crucial durante el tratamiento de los pacientes con estas patologías, así lo menciona el Dr. Garavito, quien expresa la importancia de los tratamientos psicológicos, fisioterapéuticos, educacionales, nutricionales, entre otras áreas durante el proceso. “Nosotros hacemos uso de los recursos del hospital desde el punto de vista humano, con los ortopedistas, y los recursos ortopédicos en sí, que son las férulas, clavillos y materiales de sutura que resultan ser muy necesarios, caros, pero muy útiles para tratar de prevenir estas deformidades que se representan. También nos apoyamos en el tratamiento psicológico pues se ayuda a los pacientes y familiares, porque la misma patología produce muchas alteraciones de tipo mental, lo que dificulta que los niños se puedan integrar a su aula o familia, uno debe trabajar al mismo tiempo con este tipo de patologías, en este caso las psicólogas que nos apoyan durante el tratamiento de los pacientes. Es importante mencionar que nosotros no vemos a pacientes agudos, ya que ellos requieren un tratamiento inmediato acuciosos, por ejemplo, terapia intensiva etc., nosotros nos ocupamos de las lesiones que ya están instaladas. Es muy importante que nosotros sigamos el tratamiento de las lesiones y tratar de optimizar con lo que se tiene para restablecer al paciente en la sociedad, escuela o trabajo.

¿Cuánto tiempo aproximadamente es el periodo de tratamiento para los pacientes con este tipo de lesiones?
“Es una pregunta muy importante. Hay pacientes que requieren múltiples operaciones. Es complicado tratar deformidades estructuradas, ejemplo las manos o la cara y grandes articulaciones, donde muchas veces en una sola cirugía no es posible restablecer la función, por lo que se requieren hacer múltiples procedimientos. Posteriormente el tratamiento suele ser prolongado, pues requiere de fisioterapia esto para evitar que regresen nuevas deformidades. Tenemos que luchar hasta que prácticamente se canse la cicatriz antes que nosotros”. 

¿Cuántos pacientes activos de esta patología tiene el hospital?
“En cada consulta de los miércoles vemos entre 60 o 70 pacientes. A la semana realizamos 16 cirugías entre mi compañero y yo”.

¿Alguna recomendación a los papás que están a punto de iniciar un tratamiento de esta índole?
“El consejo más importante es la prevención, ya que después de un accidente nada es igual. Sigue siendo una situación sumamente importante para evitar este cataclismo y toda alteración que sucede en las familias, no solamente desde el punto de vista de la relación de los niños en su escuela, con sus familias, sino también la necesidad de procedimientos caros, complicados, el requerir someterse a múltiples procedimientos. Nada nos puede garantizar el restablecimiento total de las condiciones de este tipo de pacientes. A veces los mejores esfuerzos y las mejores condiciones para el tratamiento no garantizan que el paciente logre estar como antes”. 

Comentario final…
“Este hospital es de todo mi cariño en el cual he realizado un trabajo muy satisfactorio para mí, y sobre todo, porque me brinda la oportunidad de ayudar a la gente que requiere mis servicios”.