Skip to navigation

What we're up to

news News Monday, June 3, 2019 Monday, June 3, 2019 4:54 PM - Monday, June 3, 2019 4:54 PM

Programa de lectura con perros de asistencia inicia actividades en el Hospital Shriners México

Innovadora iniciativa tiene como objetivo mejorar las habilidades de lectura de niños

Programa de lectura con perros de asistencia inicia actividades en el Hospital Shriners México

Basado en el proyecto R.E.A.D (Reading Education Assistance Dogs), una innovadora iniciativa originada en Estados Unidos que tiene como objetivo mejorar las habilidades de lectura de niños mediante la intervención de perros entrenados, inició actividades con el apoyo del departamento de Escuela y Recreación del Hospital Shriners. El programa se dirige a todos los niños, en especial a los que pueden presentar dificultades de aprendizaje por causas congénitas, emocionales o del entorno familiar, escolar y social. Pero también a los que no necesitan ningún refuerzo y solo quieren disfrutar de una experiencia distinta con la lectura y estos perros.

“Nos sentimos afortunados de poder llevar el programa de lectura asistida a los niños del Hospital Shriners México; ellos lo han recibido con mucho gusto y se ven mejoras en su desempeño. Estamos felices de apoyarlos”, María Espinosa, fundadora de Perros y Libros A.C.

Los perros que participan no son de una raza específica, lo más importante es su temperamento y la disposición que tienen para estar rodeados de niños, ellos se convierten en el principal motivo para aprender y divertirse creando un ambiente propicio y cómodo para el niño. En todas las sesiones el facilitador está siempre presente con los niños, dirige la actividad y marca las pautas de las interacciones entre el perro y el niño. De esta forma se logra el afianzamiento de la confianza del niño en sí mismo porque lee con un compañero del que no va a recibir críticas, burlas o juicios si llegara a equivocarse, por el contrario, el perro estimula la motivación la concentración y la imaginación del niño. Se fomenta la comprensión, interacción, la comunicación, la sociabilidad y el interés por lo que leen. Al mismo tiempo la lectura en voz alta, mejora la expresión oral e incrementa el vocabulario.

Adicionalmente, y no menos importante, se consigue reforzar los valores fundamentales de la empatía y el respeto no solo por el mundo de los perros, sino de todos los animales. Por si fuera poco, puede ayudar también a superar fobias o pánico hacia los perros.

El programa dio inicio en el mes de marzo trabajando con tres pacientes a quienes por su tratamiento les podría ser de especial beneficio. “De acuerdo a la primera evaluación, éstos pacientes han logrado un avance significativo en la fluidez de su lectura, silabean menos palabras y han comenzado a respetar signos de puntuación”, comenta la psicóloga educativa Ana Cecilia Flores.